CIRUGÍA ORAL

CIRUGÍA ORAL

La cirugía oral es una disciplina delicada que trata las enfermedades de la boca. El tratamiento dental de la cirugía oral está dirigido a la reposición de dientes, implantes dentales, extracción de dientes, prevención de enfermedades con el cuidado de una boca sana.

cirugia oral

CANINOS INCLUIDOS

Es aquella situación donde un colmillo definitivo por diferentes circunstancias no ha sido capaz de erupcionar correctamente. La causa más frecuente es de origen genético. Esta patología conlleva malposiciones dentarías que afectan tanto a la función masticatoria como a la estética dental.

Diagnóstico: En la Clínica Dr. Valderrama disponemos de la tecnología radiográfica necesaria para verificar correctamente la ubicación del canino, así como su relación con las raíces de los dientes vecinos.

cirugia oral
cirugia oral

OPCIONES DE TRATAMIENTO:

EXTRACCIÓN DEL CANINO INCLUIDO UBICADO EN EL PALADAR.

En algunas ocasiones suele ser recomendable, ya que un canino retenido en el hueso maxilar, con el tiempo, puede causar daño en las raíces de los dientes vecinos, y en algunos casos puede producir un quiste de retención. La opinión de un especialista con experiencia concreta en este tipo de situaciones puede ser crucial para tomar la decisión de tratamiento más adecuada para cada caso.

COLOCACIÓN DEL CANINO EN SU LUGAR MEDIANTE TRACCIÓN ORTODÓNCICA:

En niños, adolescentes y algunos pacientes adultos, la mejor opción terapéutica es la de colocar el canino definitivo en la arcada dental mediante tracción ortodóncica. Una vez hecho el estudio por parte del ortodontista, y valorada la viabilidad de la tracción del canino, un especialista en manejo de tejidos blandos (periodoncista) realizará la exposición quirúrgica. La exposición quirúrgica, también conocida como fenestración, se lleva a cabo mediante una cirugía ambulatoria con anestesia local. Se practica una ventana sobre la mucosa (encía) para acceder al esmalte del canino y poder adherirle un aditamento con el que poder tirar o traccionar de éste. La colocación de un canino en su arcada, en ausencia de otras alteraciones, suele requerir entre 12 y 24 meses de tratamiento, con independencia de la edad del paciente.

MUELAS DEL JUICIO

Existen muchas indicaciones para llevar a cabo la extracción de las muelas del juicio o cordales. Entre las más habituales suele ser la falta de espacio en la mandíbula para una correcta erupción. Otras indicaciones son la orientación anómala de los cordales o muelas del juicio que puede producir daños en las piezas vecinas o apiñamientos dentarios. La aparición de las muelas del juicio también puede causar problemas de inflamación en la encía debido a una erupción incompleta, que puede provocar una infección crónica en la encía circundante.

EXTRACCIÓN DE LAS MUELAS DEL JUICIO

La extracción de las muelas del juicio incluidas es probablemente la intervención menor más frecuente en la consulta de cirugía oral y maxilofacial. El tiempo quirúrgico dependerá según el caso pero, suele oscilar entre los 15 y los 30 minutos de duración. 

Las muelas del juicio o cordales son los últimos molares en erupcionar (a los 17- 19 años) y con frecuencia no encuentran espacio para hacerlo y quedan retenidas o incluidas en el interior del hueso maxilar.

MUELAS DEL JUICIO INFERIORES

Las muelas del juicio inferiores incluidas presentan en muchos casos una estrecha proximidad con el nervio dentario inferior (que recoge la sensibilidad del labio inferior). En estos casos el diagnóstico anatómico preciso por medio de un escáner 3D nos mostrará con nitidez las relaciones anatómicas entre estas estructuras. Esto nos permitirá realizar un planteamiento quirúrgico más exacto y seguro para nuestros pacientes.

APICECTOMÍAS

CIRUGÍA ORAL Y MAXILOFACIAL MUELAS DEL JUICIO O CORDALES

Es un recurso muy valioso para salvar dientes ya endodonciados Los dientes que sufren un traumatismo o han sido afectados por caries profundas, pueden desarrollar focos infecciosos a nivel de sus ápices (extremo de la raíz). Si esta situación no es tratada, puede evolucionar en quistes dentarios. El tratamiento inicial es la endodoncia del diente pero si ésta no es resolutiva se hace necesaria la realización de una apicectomía. La Apicectomía es una intervención simple

aunque delicada que se realiza con anestesia local. Consiste en la extirpación quirúrgica del foco infeccioso junto con el ápice del diente afectado, para posteriormente ser sellada mediante cementos específicos. De esta forma se elimina la infección, conservando la pieza dental. El porcentaje de éxito de este procedimiento es superior cuando se realiza la cirugía con magnificación y por un especialista cualificado. Es un tratamiento muy sensible a la habilidad del profesional.

cirugia oral

CIRUGÍA ORAL, EXTRACCIÓN DE QUISTES.

Los quistes pueden provenir de infecciones latentes de dientes en mal estado, de dientes que han quedado retenidos en el hueso o de estructuras embrionarias que han quedado dentro de los huesos. Generalmente se manifiestan con tumoración, sobreinfección o fractura patológica, y la mayoría de ellos suelen ser hallazgos casuales que se observan tras la realización de una radiografía, por lo que es recomendable realizar controles periódicos con el especialista. En cualquiera de los casos, la intervención quirúrgica para la extracción de quistes asegura la curación de forma definitiva. Siempre debe realizarse una biopsia del tejido para corroborar la sospecha diagnóstica y para estudiar si es preciso algún otro tratamiento complementario.

Todas estas intervenciones, requieren de una minuciosa y detallada historia clínica del paciente. Suelen ir acompañadas de un tratamiento antibiótico y analgésico. El postoperatorio no suele ser muy complicado, depende mucho de la técnica quirúrgica, de la respuesta inflamatoria del huésped y de la medicación prescrita. Debemos tener en cuenta que la máxima inflamación aparecerá a las 48 horas de la intervención, siendo muy adecuada la aplicación de frío local, ingesta de dieta blanda y fría, además de la aplicación de geles y colutorios antisépticos.